junio 24, 2017 § Deja un comentario

Esta mañana me he despertado con un pájaro volando por la habitación y mi gato persiguiéndolo. Ha sido abrir los ojos y que se me saliese el corazón del susto… pero me ha gustado. Mientras me calzaba las zapatillas he visto al gato con el pájaro en la boca y medio minuto más tarde el pájaro estaba subido a una balda petrificado, mientras el gato le hacía la señal de “te voy a rajar”.
He liberado al pájaro. Todo bien.

Por la tarde he cepillado el pelo de los cuatro perros y les he tirado dos mil palos. También he echado la siesta y he leído con ellos en el jardín.

Por la noche he estado tocando la guitarra junto a la ventana, a la luz de la luna, con Jumanji -el gato- de espectador. Los dos solos al fresco de la noche de verano, con olor a hogueras, en silencio atenuado por las cancioncillas.

Las pasadas semanas he estado tocando/pinchando en Donosti, Vigo, Madrid, Barcelona, Oporto y Madrid de nuevo. Ha sido super lindo: nuevas experiencias, nuevos y viejos grandes amigos, lugares hermosos -especialmente Gaia, Oporto y la sierra de Madrid- buenos alimentos, mil pitillos, mil cervezas, mil conversaciones, más conciertos.

Estar en casa haciendo coladas, cepillando melenas y haciendo música, rodeada de tanta belleza animal y vegetal, me hace sentir un éxtasis renovador. Mi mini Walden.

20170611_193412
(la cosecha de maracuyás este año está en llamas)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo en la magia bruta.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: